6.07.2009

Rojo sobre rojo: Clobber de ruibarbo y fresas


¡Ahhhh!, tanto tiempo alejada del blog y ya no sé cómo se maneja ésto. Este mes también me he pasado por alto el reto de los Daring Bakers, como otras y me callo..., y estoy aterrorizada ante la posibilidad de que me echen de patitas en la calle por vaga de ese club tan exclusivo. Pero voy a compensaros con un postre maravilloso que elaboré en mi ya lejana estancia en Dorset.

Día de lluvia, domingo, la familia y amigos apurando los suplementos del domingo con alguna que otra taza de té y copa de vino, niño caldoso tocando las narices de los adultos, cadena musical saltando de canción continuamente y de súbito e irremediablemente el hastío de las tardes de domingo que me asalta...Doy un salto y con una hiperactividad inusitada doy un golpe en la mesa y en dos segundos todos estamos de pie en la cocina cortando ruibarbo, limpiando fresas, buscando el azúcar, yendo al colmado a por más mantequilla, etc, al ritmo de Small Change de Tom Waits, todo un clásico que sonó durante horas ininterrumpidamente.


El clobber es un postre anglosajón parecido al crumble que consiste en un base de fruta y encima un crosta o cobertura de masa fina cortada en círculos haciendo una especie de "pavimento" encima de la fruta.



Clobber de ruibarbo y fresas:
(basada en la receta del bbc Good Food)

400gr de ruibarbo
400gr de fresas
un buen dado de jengibre fresco (opcional)
85gr de azúcar
1 cucharada sopera de harina

Para la cobertura:

100gr de harina de repostería
50gr de almendras molidas
85gr de azúcar integral
1 cucharada de postre de levadura química Royal
50gr de mantequilla
75ml de crema de leche
un pellizco de extracto de vainilla

Precalentar el horno a 190º. Lavar las fresas y cortar el ruibarbo en pedazos de 2 cm. Mezclar el ruibarbo y las fresas cortadas en un bol con el azúcar y la harina y remover bien para que todo se impregne. Añadir el jengibre pelado y cortado a rodajas.Echar el relleno en una fuente para horno.

Para hacer la cobertura o topping: mezclar en un bol todos los ingredientes hasta que se formen migas como en un crumble o mezclar con un robot de cocina. Amasar ligeramente con las manos hasta que la masa presente un aspecto homogéneo. Estirar con un rodillo hasta que alcance 1 cm de grosor y cortar en círculos con la ayuda de un vaso o un cortapastas.

Disponer los círculos de masa por encima de la fruta dejando 1 cm de espacio entre cada uno de ellos. Pintar los círculos con una cucharada de crema de leche. Cocer durante 40 minutos hasta que el clobber esté dorado y la fruta cocida.

Servir con helado de vainilla, crema de leche o mascarpone con naranja.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...